Iniciar sesión

Acceso a cuenta

Username
Contraseña *
Recordarme

Biladi es miembro de:

Siguenos...

Mujeres refugiadas: Esperanza en el Futuro

07-01-2014

Amal al-Mustakbal, Esperanza en el Futuro, es el nombre de un centro cultural en el campo de refugiados palestinos de Aida en Belén.

Este nombre lleva dentro de sí muchos significados diferentes. Representa no sólo los deseos sobre el futuro de los niños y los refugiados palestinos en general, sino incluso el nombre de uno de los fundadores, Amal, es decir Esperanza. 

Me encontré con otro co-fundador de Amal al-Mustakbal, una carismática mujer marcada por una vida intensa y todos los sufrimientos que ella ha experimentado. Dolorosamente viajó más de veinte años atrás en el tiempo, Fátima me contó cómo nació el centro. Tras el comienzo de la Primera Intifada, cuando los niños estaban en la calle sin la posibilidad de estudiar e ir a un lugar seguro, las mujeres residentes del campamento Aida decidieron abrir una guardería para los niños y centro de recreación para las mujeres. En un principio, el centro no era más que una pequeña habitación donde estaban concentradas las actividades. En 1991 unos 30 niños participaron en el jardín de infantes y de sus actividades, mientras que el número de niños creció a 60, luego a 80, mientras que, finalmente, llegaron a 140 en 1992.

En la actualidad, Amal al-Mustakbal cuida de 60 niños, entre los 4 a 5 años, durante las mañanas y ofrece cursos y actividades para los jóvenes a lo largo del día, incluyendo clases de idiomas y el baile tradicional palestino, Dabka. Una vez al mes, el centro alberga a un médico visitante, ya que no hay una clínica médica en el campamento de Aida.

El grupo se financia gracias a donaciones individuales, ya que después del Proceso de Oslo, se aptó por no aceptar donaciones de ONGs  y de esta forma mantener su independencia

Amal al-Mustakbal también acoge regularmente a unas 25 mujeres que trabajan juntas en una de las más famosas artes de Palestina, los bordados y la confección tradicional. El bordado es muy importante para la vida de las mujeres de Aida. Es un momento en el que las mujeres pueden reunirse y hablar juntas, compartiendo sus problemas, desafíos y esperanzas, pero principalmente es una oportunidad para desarrollar las artes tradicionales, preservar el patrimonio cultural palestino y su subsistencia.

El bordado palestino es algo más que un oficio, es una parte integral del paisaje geográfico y cultural  de Palestina. Muchos de los patrones utilizados en el bordado palestino incluyen diseños que reflejan las impresiones de las mujeres y de su entorno cotidiano. "Las mujeres tienen la posibilidad de encontrar su espacio cuando están trabajando aquí y cada una de ellas es totalmente libre de expresarse y demostrar su creatividad", señala Fátima.

Dependiendo de cada una de las regiones en Palestina, los patrones tradicionales que se utilizan en el bordado palestino son diseños de formas geométricas y a menudo simbolizan la buena salud, la esperanza, la prosperidad y la protección. Por cada ocasiones festivas son  diferentes los tipos de tejido. Fátima nos mostró su maravilloso vestido de novia hecho en casa.

El área de Belén, tiene un largo pasado con la habilidad de la cruz-puntada. El Bordado Belén, es un trabajo desarrollado en Belén y en las aldeas cercanas de Beit Sahour y Beit Jala, es único en esta área y diferente al predominante bordado en punto de cruz utilizada en otras regiones de Palestina. Las mujeres de otros pueblos de las regiones de Jaffa y Lydda producen algo parecido al Bordado  Belén. Los motivos bordados representados en Belén y Jerusalén están dominados por los vibrantes rojos, dorados y amarillos.

Por otra parte, hoy en día las mujeres palestinas bordan vestidos y otras prendas de vestir y accesorios en el estilo tradicional, no sólo para mantener viva la tradición, sino también como un medio de subsistencia económica. Para las mujeres que enfrentan las restricciones de circulación impuestas por el ejército israelí, el trabajo que se puede hacer en el hogar es de vital importancia, y el bordado se  ajusta a esa situación.

Fuente y traducción: Palestinalibre.org

Fuente original: Melica Rochi, Alternative Information Center (AIC).